13 ago. 2009

por eso estamos como estamos....

en este momento estoy honestamente encabronada. Muchísimo (dispensarán entonces mis expresiones).... bueno, empezando. Hasta finales del año pasado yo solía dar consulta todavía, después gracias a la prepotencia de una señora me pasaron a hacer trabajo administrativo, ese cambio me preovocó una fuerte depresión que afortunadamente superé con la ayuda de terapia y antidepresivos. Estuvo muy cabrón. Sin embargo seguí en el trabajo, aquí sigo y a pesar de ser criticada por todo mundo aquí por eso, le chingo.- Tengo la idea de que esté donde esté uno, le tiene que chingar, así parejito uno tiene que trabajar en lo que le toque y echarle ganas.
Aquí eso me ha resultado complicado porque todos tienen la mentalidad del mínimo esfuerzo y cuando ven que uno sí le chinga le huevonean más y le cargan a uno la mano. Lo que era un favor o una ayuda lo vuelven una obligación. Ahora bien, aquí en específico hay un wey huevón a madre, neta está cabrón. Él en sí no me cae tan mal, pero en el trabajo me caga la madre por huevón. Y pues hoy el logró que me encabronara. El wey que se pasa horas pendejeando, platicando o tragando tiene que hacer un trabajo de archivar que le dejo el jefe, pues bien, éste huevón decide que no va a hacer pura madre hasta que alguien le de un café y un pan. Si y6o fuera su jefa lo mando a la chingada (cabrón, trabajas o trabajas) y qué pasó? que una misma compañera le dice "qué quieres compañerito? te lo traigo con tal de que le chingues y acabes el trabajo".... he ahí mi pinche molestia.
Por esa pinche mentalidad no avanza el país, porque al huevón uno le está comprando cosas para motivarlo para que "trabaje".. chingao la motivación para que el wey trabaje es "trabaja si quieres cobrar tu cheque".... así pues uno debiera motivar a aquél que más le chinga de modo que le siga chingando... y obligar a trabajar al pinche huevón "si es que quieres cobrar wey".... por esa pinche mentalidad no avanza el país. Y me siento indignada de que le estén rogando al huevón éste por trabajar, le ruegan, le compran cosas, a ver si al "señorito" así le dan ganas de chambear.
Disculpen... pero....
Pendejo!


ashhhh

punto y aparte.

3 comentarios:

Karla dijo...

si pendejo y huevón!!...
aunque en general x lo q me doy cuenta y escucho.. son así, creo q eres de las pocas chambeadoras!!

Maharet dijo...

si soy... :'(

Nina Canuna dijo...

Uy hijita... d'esos cabrones (y cabronas) hay en todos lados. Todo cae por su propio peso... tarde o temprano, estos weyes van a darse cuenta de lo que han hecho con sus vidas....

Lo que hay que hacer, es desearles buena suerte, y seguir haciendo nuestro trabajo perfectamente bien.... sé que da un pinche coraje, sé que no es justo, y sé que por eso estamos así....

Pero también sé que los seres humanos nos acoplamos a nuestro entorno, porque si no, bye, bye.

Por lo que platicas, tu entorno está de hueva.... nomás no te vuelvas como ellos.... trata de que te vean trabajar y echarle ganas.... que no quede por tí.

¡bechos!