29 abr. 2009

antes y ahora....

"La negra" (apodada por mi "la barbitas") está acostada frente a la clínica... muy guapa ella es una especie de labrador mezcla con corrienterrier... en los casi dos años que llevo trabajando aquí nunca la había visto aqui enfrente, generalmente anda tumbada entre los múltiples puestos de comida, dormida, tranquila... ahora pareciera confundida, abandonada y recurrió al lugar en dónde más gente ha visto pasar...y aquí anda, ajena a la situación, sin preocuparse por enfermarse pero finalmente sufriendo los estragos de la epidemia también. Su soledad.
La situación comentaba en un mail que estaba escribiendo hace unos instantes me resulta un tanto lejana a mi nivel de comprensión y entendimiento..es decir, el nivel de adaptación de las personas es tan grande que después uno deja de analizar lo que sucede... hace un par de días si hubiera usado cubrebocas todo el tiempo en el trabajo se me hubiera visto de forma rara, ahora es inconcebible el no traerlo puesto, pero termino acostumbrándome y es en ciertos momentos que parecieran de lucidez en que me doy cuenta de esto mismo... llevo todo el día usando cubrebocas, salgo de aquí y llevo cubrebocas.... manejo por la calzada de tlalpan y descubroque la mayor parte de la gente lleva cubrebocas y pareciera como si fuera una costumbre con la que siempre hemos vivido....sólo las chicas que ponen a la venta medias no lo llevan (será que ellas son inmunes?), las calles estan desiertas, los negocios están cerrados... y la gente teme tocarse. Aún existe incredulidad, quizá el virus no existe, quizá fue intencional.. quizá es la Doctrina de Shock que menciona Naomi Klein... quizá quizá... todo sea queda en eso en "posibilidad" ni aún los más incrédulos se sienten completamente seguros, se nota, estoy segura que aún y cuando demuestren a todos su "seguridad" no usando cubrebocas en la calle, trabajos o metro.. evitan acercarse lo más que se pueda a los demás. Todo mundo parece tener miedo y a la vez nadie parece saber exactamente a qué. Ya circulan los correos incrédulos de la veracidad de la epidemia o del hecho de haber sido provocada...y finalmente nadie está seguro de nada. Compras de pánico, todo mundo esperando lo peor...si al menos pudiéramos abrazarnos todos... pero no. no se toquen por favor.. se contagia uno.. nadie se toque.. ya nadie quiere tener contacto con nadie....Y el mexicano no falla, salen chistes al respecto, en el centro venden cubrebocas con bigotes pintados, bueno, al menos podría usar todo el día un cubrebocas con bigotes tipo cantinflas y sonrisa... quitaría un poco lo sombrío de la situación. Y seguimos todos... casi todos quejándose de su aburrimiento lo cual en caso de ser un verdadero caso de epidemia me parecería una total grosería "osea weeee estoy súper aburrida porq si sabes que no abre el antro hoy verdaaaaad y ni siquiera podemos ir a starbucks a echar el coffee amigaaaaa", si no hay pedo, no te preocupes al fin que ni hay gente muriéndose ojalá pronto abran tu méndigo estarbocs.. el ambiente es mayormente de ese estilo... gente quejándose de su aburrimiento... yo más bien... intento simplemente mantenerme al márgen.. esperando digo... que es lo único que se puede hacer... el momento en el que explote esto como verdaderamente será.. o en que se caiga el teatrito del supuesto virus. Mientras tanto, no me quito el cubrebocas, sigo con medidas preventivas... porque a final de cuentas nadie sabe..y además... aún no me he unido a ningún grupo de FB de "yo sobreviví a la influenza porcina 2009" porque aún no ha pasado y aún no tengo mi boleto comprado, para eso me esperaré... mejor.... mientras me compro mi cubrebocas cantinflero o al estilo dalí....
ay mexicano... mi buen mexicano...
cómo me gusta mi país chingaus.

punto y aparte

No hay comentarios: