10 dic. 2008

cerca de navidad, año nuevo.. y lo que venga.

No he escrito por días. No he tenido ni el ánimo, ni siquiera cierta motivación para hacerlo... cuando mi estómago se ve destrozado por la gastritis que me ha ocasionado el estrés y cuando a veces no le veo sentido a tantas cosas. Ahora la situación se ve más clara respecto a los futuros acontecimientos pero más incierta respecto a mis decisiones. Estoy conciente de que me quieren joder en el trabajo para ver hasta dónde aguanta la liga antes de romperse y estoy conciente que el hecho de que la liga se rompa tendría únicamente una leve responsabilidad por parte del trabajo respecto a que se rompa. Soy yo, soy yo que me despierto embriagada de mi misma, de mis fantasmas futuros y pasados.. soy yo que no encuentro el camino correcto o aún más no logro encontrar un camino. Salto de un lado a otro sin voltear hacia abajo porque en cualquier momento me percataré que abajo sólo hay vacío y mi mareo y mi gravedad y la misma nostalgia harán que invariablemente sienta deseos de aventarme y de quedarme ahí.
Está bien despídanme, córranme, jódanme.. porque al final el hecho de estar aquí no ha ayudado a encontrar más sentido a mis acciones, a mi vida, porque al final el hecho de tener que sonreir diario y disfrazarme no implica que mi vida haya encontrado ese camino. Así que no es cuestión de preocuparse, no es cuestión de sentir aún más ni pena ni vergüenza por esta situación ni mucho menos deseos de venganza porque simplemente las cosas han sido así.
Te esperaré esta noche y al final te dejaré ir, porque no existes porque no sirves porque no puedo.... y al final... al final despierto de nuevo.. me preparo y manejo hacia el trabajo y de nuevo... a punto de correrme. Adelante.
No hay más.. hacia dónde correr.. ni hacia dónde regresar.

punto y aparte.

No hay comentarios: